2 Min. de lectura

Qué tengo que tener presente a la hora de vender mi empresa

Cuando los socios de una compañía se plantean vender dicha empresa, conviene se planteen qué cuestiones deben tener presentes a la hora de negociar y suscribir el contrato de compraventa de la empresa.

En primer lugar, en tanto vendedores, lógicamente el primer factor a tener presente es asegurar el cobro del precio por parte de los compradores. En este sentido, la opción ideal es percibir la totalidad del precio en el acto de formalización de la compraventa. Si no es el caso, ya por encontrarse parte del precio aplazado, ya por ser éste variable y pagadero en un determinado transcurrido tras el cierre de la operación, es preciso tener las suficientes garantías de que, llegado el momento, el cobro del importe del precio correspondiente, será efectivo.

Pero no sólo es relevante el cobro del precio para la parte vendedora de una empresa.

Es preciso saber que, en la empresa, como sujeto de derechos y obligaciones que es, pueden aflorar, con posterioridad a la compraventa, contingencias que hagan que su valor disminuya, en ocasiones ostensiblemente. Dichas contingencias (de naturaleza fiscal, laboral, administrativo, civil, etc.) pueden provocar, en función del clausulado del contrato de compraventa, que el comprador pueda dirigirse al vendedor a fin de reclamarle la correspondiente indemnización por los daños y perjuicios que en su caso se le hayan ocasionado debido al menor valor de la empresa vendida, con respecto al precio pagado por ella.

A fin de evitar esta posible derivación de responsabilidad, existen mecanismos a prever en el contrato, variando éstos desde la simple y absoluta exoneración total de responsabilidad con respecto al objeto de la compraventa, como otros menos drásticos. Por ejemplo, el establecimiento de un importe mínimo con respecto a cada concreta contingencia por debajo del cual el vendedor no responderá frente al comprador (esto es, que el comprador no responda de contingencias de menos, por ejemplo, de 10.000 €) o, si se tienen detectadas posibles concretas contingencias susceptibles de aflorar y que se han tenido en consideración a la hora de fijar el precio, contemplarlas expresamente.

En RZS Abogados quedamos a su disposición para asesorarle en relación con las cuestiones que a este respecto se le puedan plantear y buscar la estrategia más adecuada en defensa de sus intereses. Puede ponerse en contacto con nosotros sin compromiso llamando al teléfono 915 433 123 o escribiéndonos a través del formulario web.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on pinterest

Contacta con RZS

O si prefieres te llamamos nosotros